Conciertos para piano

18 01 2017

Ayer recibí un correo del Doctor Allan Ho, quien es catedrático de la Universidad de Illinois y musicólogo especializado en el repertorio para piano. Me preguntaba los años de creación de los conciertos número 2 y número 5, para incluirlos en su registro mundial de repertorio grabado y pedía los movimientos II y III del número 6.
Para mí, que nunca pertenecí a ningún tipo de agrupación o institución musical, que prácticamente no recibí educación académica formal en música, y que ni siquiera me reuno con músicos ni clásicos ni regetoneros (a no ser que los aficionados a la banda en las pachangas cuenten), me resulta halagador y hasta intimidante el hecho de recibir la atención de este personaje, cosa que le agradezco.

Parece que el grupo de conciertos que he escrito va abriéndose camino. Sólo yo sé el esfuerzo que me ha costado.

Dante Amerisi,
Enero de 2017.

image

image





Grieg y su concierto para piano

9 01 2017

Edvard Grieg, el compositor noruego, solía escaparse a componer a la campiña, en Ullensvang, en el fiordo de Hardanger. Cuando compuso su concierto en La menor, en 1868, la dueña del hotel le ofreció una cabaña independiente para que trabajara tranquilo. Sin embargo, los lugareños, no acostumbrados a un pianista en el pueblo, lo visitaban constantemente y lo interrumpían. Desesperado, Grieg decidió mover la cabaña a un lugar más aislado, para lo que solicitó trabajadores. Pero nadie acudió. Entonces, la dueña del Hotel le sugirió mandar hacer cerveza, y ella misma cocinó bocadillos, organizó una fiesta a la que fue mucha gente, y entre todos, movieron la cabaña al nuevo lugar.
Ahí, Grieg pudo escribir su concierto, el único que completó, y que finalmente se convirtió en una de las obras favoritas para piano en el mundo.

Dante Amerisi.

image





Concierto para piano No.9

8 01 2017

Escribir un concierto es como iniciar un viaje dentro de una historia, meterse en ella; ser espectador y un poco protagonista. Pero el concierto tiene sus propios personajes, cada uno con su particular carácter y rol, apareciendo una y otra vez de diferentes formas. A veces, el tema que parece épico, se transforma en lírico; el alegre se torna triste y este, a su vez, se vuelve apasionado.
Por eso es importante para mí visualizar esos personajes, que son los motivos que usaré en la composición, como si tuvieran vida propia y cuya intervención cambiará el curso de la historia que será contada con música.
Comencé a escribir el Concierto No.9 mientras estaba completando la investigación sobre la relatividad especial y los números complejos. Mi intención era descansar un poco de los números, tomarme un respiro. Por eso imaginé a la música, como una musa de cabello negro, caminando descalza por un bosque, pisando sobre la hojarasca, escuchando el suave viento pasar entre los árboles y mover sus cabellos. Era importante para mí descansar, y lo hice de esa manera.
Ahora lo retomo para continuar la historia. Me intriga saber lo que aquella musa encontrará, justo ahí, en ese bosque.

Dante Amerisi,
Enero de 2017.

image





Concierto para piano No.4

3 01 2017

Hace un par de años, nació el Concierto para piano No.4. De alguna forma, lo celebro como si hubiese aparecido un ser con personalidad propia. Aunque fue como un fortuito accidente. Esto ocurrió así, en diciembre del 2014:

“Soñaba con el tema para un concierto. En mi mente se escuchaba grandioso, como un concierto para piano con orquesta completa, así que debí levantarme a escribirlo. No era mi intención escribir otro concierto para piano, pero ya he comenzado. Esta es la teoría del ahora o nunca: si no lo hago en el momento, se pierde. Lo he llamado Piano within a dream.”

Dante Amerisi

img_20151205_230330.jpg

Concierto para piano y orquesta No.4, por Dante Amerisi
(completo).
Chihuahua, México, 2014-2015.

I.- Primer movimiento
II.- Segundo movimiento
III.- Tercer movimiento





Concierto para piano No. 10

25 12 2016

Ayer he comenzado el concierto para piano No.10. Es un proyecto que siempre quise hacer. Y por supuesto, tenía tantas inquietudes como dudas. Pero me he decidido, y tomaré temas de Beethoven como base. Simplemente comencé a escribir lo que tenía en mente. Si Beethoven lo supiera, seguramente se revolcaría en su tumba, o vendría a dar de sillazos en mi piano. Pero, Afortunadamente, no creo que suceda. Menos aún, cuando mi propósito es un claro homenaje.
Definitivamente, su espíritu era apasionado, romántico y arrebatado, con una visión totalmente humanista y una gran genialidad. Y tendré que profundizar más en su música.  Sin embargo, debo hacerlo a mi estilo y visión que, aunque coincidan en algunas cosas, terminará siendo diferente. Es algo que debo asumir, así que espero la historia no sea muy dura conmigo. Para mí, será una experiencia emocionante.

Dante Amerisi
Diciembre 24 de 2016. 

image





Concierto para piano y orquesta No.2

19 12 2016

Concierto para piano y orquesta No.2, por Dante Amerisi

I.- Allegro
II.- Adagio
III.- Andante y Fuga.

Compuesto en 2013. Chihuahua, México.

image

Álbum Azul Violeta. Dante Amerisi





Marlene y la “Eroica”

16 06 2016

Algunas veces las imagenes y pinturas que uno hace tienen un significado más allá de las simples formas y colores.
De esta imagen en particular de Marlene tocando el violín, se desprenden varias ideas y sensaciones.
Una noche asistí al concierto de la Filarmónica en que interpretarían a Beethoven. Llegué a tiempo al teatro pero ya había mucha gente sentada, así que decidí ocupar un asiento en las filas de enfrente que usualmente quedan vacías. Cuando los músicos ya han entrado y el director ha dado la bienvenida al público, con una breve explicación de lo que es la Sinfonia Eroica, descubro que casi frente a mi se encuentra Marlen con su violín ante su atril. Una visión casi icónica, pues inevitablemente me vino a la memoria la imagen de una bellísima fotografía de ella, también tocando el violín, la cual tomé prestada para pintarla. El resultado fue un retrato que fue expuesto un par de meses antes de esa ocasión, así que el recuerdo estaba aún fresco.

En medio de aquellas imágenes, Beethoven sonaba insistentemente, reclamando atención con motivos melódicos y acordes que alguna vez fueron dedicados a Napoleón Bonaparte. Efectivamente, el estilo romántico que el compositor adoptaba por primera vez en esa obra, constituía un reflejo de los ideales revolucionarios de la época, encarnados en aquel héroe francés que él tanto admiraba y con el que a la vez se identificaba. Lo consideraba el “libertador de Europa”, que lo hacía digno a sus ojos como para dedicarle una obra sinfónica de importancia.
Es de esperarse, entonces, que la tercera sinfonía recuerde esa fuerza vital necesarias para enfrentar el reto de romper con viejos sistemas de sometimiento del hombre y de su naturaleza, tal y como ocurrió con la revolución francesa.

El arco movido por la mano de Marlen subía y bajaba a veces lenta y a veces vertiginosamente, siempre al compás de la música. Y tras esos movimientos, pude ver lo que antes intuí en la fotografía: un cabello ondulando levemente a cada movimiento del arco.

La energía de Beethoven encarnando el nacimiento de los ideales del romanticismo en su música, mueve definitivamente al que escucha, que no deja de sentirse sobrecogido por sonoridades que rodean al espíritu, con figuras que son intangibles, pero innegables. Así es que uno se deja someter por esa fuerza, pero a la vez, el discurso musical viene acompañado con la dulce imagen de una mujer de larga cabellera dorada, que atenúa el efecto Beethoveniano, suavizándolo.

Todo eso pasaba por mi mente cuando saqué mi teléfono celular y tomé esta afortunada foto de Marlene.
Ya pasados algunos meses, encuentro la foto de Marlene con su violín ante el atril. Así que decidí hacer algo con ella y, por supuesto, no podía separar la presencia de Beethoven enmarcando el entorno. Por ese motivo, se puede ver en la imagen final de la pintura, como Marlene toca el violín rodeada de figuras que vuelan vertiginosamente a su alrededor.
Aún así, el recuerdo que más persiste en mi memoria, es el movimiento onudulante de la cabellera dorada a cada compás de la Sinfonía Eroica. Esta es pues, una imagen sumamente evocativa que pretende agradecer el regalo de esos heróicos momentos.

Dante Amerisi

Nota: Sinfonía Eroica, por su titulo en italiano.

image








A %d blogueros les gusta esto: