¿Cómo deseamos que se escriba la historia?

18 09 2018

“La noche de Tlatelolco: Testimonios de historia oral”, es un libro publicado en 1971 por la periodista mexicana Elena Poniatowska, basado en los sucesos del 2 de octubre de 1968, el cual pretende ser una crónica veraz. Sin embargo, el escritor Luis González de Alba, ex líder del movimiento estudiantil, señaló inconsistencias al ver tergiversado su testimonio. Después de una demanda legal en su contra, el libro debio ser corregido y fue reeditado en 1998, lo que abre la interrogante: ¿Cuántos tienen el coraje de exigir que la historia se narre con verdades y no con lo que complace leer?

Dante Amerisi. Los Retos de la Razón.

.

Anuncios




Mi maestra Hayashi

9 09 2018

Yo soy alumno de la brillante maestra Luz Hayashi. Y digo que lo soy, porque su influencia continúa permeando mi experiencia como eterno “aprendiente”. Tuve la fortuna de tomar su clase de biología en secundaria, en la entonces EST2 (ETIC100), y definitivamente me quedó claro que hay maestros a los que realmente les importa enseñar, no solamente impartir clase. La recuerdo con mucho cariño porque me inculcó el valor de la ciencia y me hizo comprender la importancia del método cientifico. Inclusive fue con ella con quien por primera vez pude platicar sobre mi ateísmo, mi falta de apego a la fe católica y mis dudas sobre esta (cosa que no hice ni siquiera con mis padres). Nunca la escuché hablar sobre este tema en clase, por supuesto. Pero sus afirmaciones, su apego a la ciencia, su humanismo y su gran inteligencia denotaban la misma inclinación que yo sentía, de manera insipiente, ya desde entonces. Esa ha sido una de las conversaciones más valiosas de mi vida.
Recuerdo que alguna vez, dos amigos y yo la visitamos en su casa. Yo, que nunca fui visitador, aún me acuerdo estar tocando a su puerta, y luego ver su cara sonriente, con sus ojos rasgados e inquisitivos. Nos recibió, por supuesto. Ahora que lo pienso, creo que ninguno de nosotros sabía porqué estábamos ahí. Quizá sólo fue porque queríamos seguir en contacto con ella y con la maravilla de conocimiento que de ella emanaba. Ninguno de los tres lo dijo entonces, pero ese era nuestro pequeño reconocimiento a su estupenda labor como maestra. Y todo ello ocurría cuando teníamos entre 12 o 13 años. Me alegra saber que Luz Hayashi ha tenido una larga vida, y ha servido de ejemplo a muchos de nosotros, que fuimos afortunados de tenerla como maestra y guía, aquí en Chihuahua.
Hoy ella tiene 98 años y vive en un asilo. Frecuentemente recibe a sus numerosos “alumnos”, quienes la visitan individualmente o en grupos. Ya se ve muy viejita, el tiempo no ha pasado en vano, pero no ha hecho mella en su mente y en su sentido del humor, que permanecen intactos.
Ojalá pudiéramos hacer un reconocimiento más formal a su dedicación, pues nunca es tarde para agradecerle lo que hizo por nosotros.

Dante Amerisi.

.





Una moral doble

20 08 2018

Protestas airadamente contra el aborto “defendiendo la vida”.
Pero haces un silencio sepulcral ante los crímenes de pederastia clerical que afectan a infantes, adolescentes
y a sus familias.
¿Es esa la moral que pregonas?

Dante Amerisi. Los Retos de la Razón

.





Stalin, dictador sanguinario

13 08 2018

Las doctrinas creadas por el hombre llevan al fanatismo, y este fanatismo ha producido muchas víctimas a través de la historia. Según el “Libro negro del comunismo”, tan sólo en la ex Unión Soviética, desde la era de Stalin se produjo una cantidad de muertes aproximada a los 20 millones de personas. Estas víctimas no fueron causadas por conflictos bélicos o guerras, sino por exterminio de clases, en el llamado holocausto comunista.

Iósif Vissariónovich Dzhugashvili, más conocido como Iósif Stalin (Gori, 18 de diciembre de 1878 -Moscú, 5 de marzo de 1953) fue un dictador soviético, secretario general del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética entre 1922 y 1952 y presidente del Consejo de Ministros de la Unión Soviética entre 1941 y 1953.

En paralelo a la Gran Purga, Stalin inició sus planes para transformar Rusia de un país agrícola a uno industrializado, uno capaz de soportar las exigencias tecnológicas de la Segunda Guerra Mundial y luego la Guerra Fría. El resultado fue una gran hambruna.

La represión contra los enemigos del régimen se desplegó en su máxima expresión a partir del verano de 1918, tras la insurrección de los socialrevolucionarios de izquierda de Moscú. Millares de presos y de sospechosos fueron masacrados a lo largo de toda Rusia, siendo el primer acto de una Guerra Civil entre los bolcheviques y el resto de fuerzas que se cobró alrededor de nueve millones de vidas, entre muertes directas y las provocadas por la ruina y la hambruna generalizada.

Como un iceberg, la punta de la represión estalinista solo supuso un pequeño aperitivo del total de muertes. A partir de 1930 se desencadenó la llamada Gran Purgao Gran terror de Stalin. Cientos de miles de miembros del Partido Comunista Soviético , socialistas, anarquistas y opositores fueron perseguidos, juzgados y, finalmente, desterrados, encarcelados o ejecutados en los campos de concentración gulags.

Todo ello sirvió a Stalin para consolidar su poder y limpiar la disidencia trotskista y leninista de todos los órganos soviéticos. De los seis miembros del Politburó original(el máximo órgano de gobierno), únicamente Stalin sobrevivió a su ascenso, mientras cuatro fueron ejecutados y Trotsky, desterrado, sería asesinado en México en 1940. A su vez, de los 1.966 delegados del XVII Congreso del Partido Comunistacelebrado en 1934, 1.108 fueron arrestados y encarcelados para ser ejecutados en la mayoría de casos.

Esta política de gulags también afectó al Ejército Rojo. Tres de los cinco mariscales; 13 de los 15 comandantes de ejércitos; 8 de los 9 almirantes; 50 de los 57 generales de los cuerpos de ejército; 154 de los 186 generales de división; todos los comisarios del ejército y 25 de los 28 comisarios de los cuerpos de ejército, de la Unión Soviética fueron juzgados y condenados por razones políticas. El resultado fue la disminución del poder operativo de las Fuerzas Armadas a cambio de un aumento de la fidelidad ideológica de cara a la inminente Segunda Guerra Mundial. Comandantes fanáticos, pero inexpertos.

Según la «Encyclopædia Britannica» se estima que entre seis y ocho millones de personas murieron debido a la hambruna, siendo la mayoría de los fallecidos de origen ucraniano. No en vano, el historiador británico Robert Conquest advierte, en su libro «La cosecha del dolor: La colectivización soviética y la hambruna de terror», que si se extiende la muestra de 1930 a 1937 los campesinos muertos se elevan hasta los once millones.

Ni siquiera hoy existe una cifra oficial del total de muertos, oscilando el cálculo de los historiadores modernos entre los cuatro y los 50 millones de personas. El investigador Robert Conquest, autor de sendas investigaciones sobre la represión política y la gran hambruna rusa , situó la cifra antes de su fallecimiento, en 2015, entre trece y quince millones de muertos. La suya es en la actualidad la investigación más completa.

Haciendo un desglose del total, el escritor ruso Vadim Erlikman afirma, por su parte, que hubo 1,5 millones de ejecuciones, cinco millones de víctimas de los gulags, entre 1.7 y 7,5 millones de deportados y un millón de prisioneros de guerra, es decir alrededor de nueve millones de víctimas. Para completar la cifra de los 15 millones de Conquest y otros autores habría que sumar los seis millones de muertos por el hambre y las malas condiciones que padecieron, sobre todo, los ucranianos y los alemanes del Volga.

Putin condenó en 2007 las represiones soviéticas, en especial las estalinistas, y llamó a la población a no olvidar «el exterminio de estamentos enteros, como el clero, el campesinado y los cosacos».

DESCARGAR PDF: El Libro Negro del Comunismo: Crímenes, Terror y Represión.(Stephane Courtois, Nicolas Werth, Jean-Louis Panne, Andrzej Paczkowski, Karel Bartosek, Jean-Louis Margolin) es un libro escrito por profesores universitarios e investigadores europeos y editado por Stéphane Courtois, director de investigaciones del Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS), organización pública de investigación de Francia.





Los prejuicios

2 08 2018

Los prejuicios son esa jaula abierta en la que tu mente ha anidado y de la que no se atreve a salir.

Dante Amerisi. Los Retos de la Razón.





Pesimismo, optimismo y realismo

31 07 2018

El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie; el realista ajusta las velas.

William George Ward





Dante Amerisi. Frases sueltas

31 07 2018

Frases sueltas de Los Retos de la Razón. Por Dante Amerisi

Descargar PDF

Descargar PDF 2

1. No te equivoques, la poesía no es la búsqueda de palabras preciosas, sino de verdades preciadas.

2. Volver felizmente hacia atrás en el tiempo, requiere más de una gran imaginación, que de una buena memoria.

3. Sólo el amor de una mujer puede llegar a ser el antídoto que te salve hoy y el veneno que te mate mañana.

4. La luz en la vida de una persona no debía ser otra persona, sino su vida misma.

5. Sólo el uso de la razón evita que se manipule tu mente; sólo con la razón serás capaz de construir una idiosincrasia propia, y no prestada.

6. No basta con que nos insistan en el pecado original. También hay que procurar la originalidad del pecador.

7. No hay cura definitiva para un amor complicado. Pero vienen bien el sacrificio y la reincidencia, en dosis que no maten, y que a la vez no causen adicción

8. El cerebro es una herramienta demasiado preciada como para sólo usarlo de archivero.

9. Ahora plantamos troncos sin ramas y sin hojas; bosques de cables entramados como telas de araña, que van a todas partes y a ninguna. Hemos cortado de tajo el verdor, cambiándolo por una realidad gris, deslucida y sin el suave aroma a aire limpio que solía llenar nuestros pulmones. Y ese es el sueño que hoy vivimos, en nuestras vidas de pesadilla.

10. Quien esté libre de piedras, ¡qué arroje el primer pecado!

11. De nada sirve que hables de eternidad, cuando no eres ni siquiera dueño de tu tiempo

12. Pareciera que las palabras hablan más de lo que esconden del hombre que las pronuncia, que lo que dicen por sí mismas.

13. Sólo el principiante cree que no cometerá errores. Pero la maestría es esa capacidad para evaluarse a sí mismo, para reconocer los errores propios y corregirlos a tiempo.

14. La naturaleza no espera. Su reloj es el tiempo mismo, y un día ya no habrá más instantes que contar.

15. Los ves caminando por la calle, con sus zapatos rotos y su hambre a cuestas. Y seguramente dices para tus adentros “¡Dios los ampare!” Pero dios no los ampara, ni lo ha hecho antes, ni lo hace hoy. Tampoco lo hará mañana, pues pobres y hambrientos cada vez hay más en el mundo. La frase “Dios los ampare”, implica la evasión de la realidad, pues los países más pobres del mundo son los más creyentes, y al mismo tiempo, los más desamparados. Dios no cura la pobreza ni el hambre.

16. La historia nos ha mostrado que a los hombres excepcionales les toma poco tiempo darse cuenta de la necesidad de un cambio; y que a la gente común le toma siglos, o incluso milenios.

17. El pueblo nunca elegirá a un intelectual como gobernante, porque no se identifica con él. Estamos, entonces, destinados a que nos gobiernen intelectos mediocres.

18. No hay motivo ni razón para que las antiguas concepciones del universo prevalezcan en nuestros días, salvo la inexplicable, ciega y voluntaria credulidad.

19. Dejemos que algunas perlas de conocimiento brillen por sí mismas, independientemente de donde vengan, cuando contengan razón, y olvidemos aquellas que resulten dogmáticas e incuestionables, pues son indicativo de un lavado de cerebro. Los dogmas te atan, te condicionan, te dan respuestas ajenas para que las adoptes como propias y te envían el mensaje de “no necesitas pensar, ya hemos pensado por ti”.

20. Todos podemos ser librepensadores.

21. La verdad no se compromete con ninguna causa. Hasta las causas más nobles pueden intentar falsearla.
22. Después de meditarlo, llego a la conclusión de que los caracoles son gigantes, pues se comportan como tales. Se mueven despacio, lenta y pesadamente, sin importar su tamaño. Y llevando su casa a cuestas (cosa que pocos hacen), se dan el lujo de vivir donde quieren. Por eso, cuando escuchen que viene un caracol, mejor ábranle paso.

23. Dudo que los hombres y mujeres del siglo XXI deseen convertirse en veletas de la razón y del conocimiento, sin voluntad o coraje alguno.

24. Mientras la ciencia promueve el conocimiento certero, otras disciplinas se basan en creencias, mitos, leyendas, afirmaciones no corroborables o suposiciones sin fundamento ni evidencia alguna. Y tú, ¿de qué lado del conocimiento estás?

25. Y es que, cuando pretendimos inventar el arte más moderno de la historia, nos dimos cuenta de que también era el más antiguo.

26. La sociedad es una masa informe, una abstracción sin rostro ni vida propia. El hombre, en cambio, representa la individualidad que va en busca de conocimiento, de libertad y en pos del derecho a su propia felicidad. Por lo tanto, todo intento por anular la individualidad es una forma de esclavismo.

27. Si Picasso hubiese vivido en la prehistoria, habría sido un artista mediocre.

28. Cada individuo debe decidir si usa sus capacidades intelectuales y de raciocinio propias, o se entrega a la aceptación ciega de una creencia dogmática. La ciencia invita a razonar, no a mantener creencias.

29. El amor pasional es el único crimen donde aparecen una víctima, que atrae al victimario, y un victimario que intenta huir de ella, sin lograrlo.

30. Pareciera que sólo aquellos que no han vivido en un país socialista, anhelan hacerlo. Quienes vienen de esa experiencia, no muestran la menor intención de regresar.

31. A pesar de la abrumadora cantidad de personas que encontramos en la vida, de cuando en cuando aparece alguien, de manera tan sencilla, honesta y singular, que despierta el deseo de conocerle profundamente. Son ellos a quienes hacemos entrañables.

32. La certidumbre de tu sabiduría es inversamente proporcional al tamaño de tus dioses y de tus demonios.

33. En el inicio, dios dijo: “hágase que la divergencia tetradimensional de un tensor antisimétrico de segundo rango sea igual a cero”. Y se hizo la luz… No hay duda, para decir esto se requiere profundizar en la naturaleza con la ciencia. Por eso, ningún libro sagrado de ninguna religión lo dice. Ninguno de sus dioses lo supo nunca.

34. Es hermoso cuando pasan cosas maravillosas en tu vida y que sabes que no se requiere a una divinidad para explicarlas, ni justificarlas. Ni al dios del sol, del rayo, de la lluvia, ni a ningún otro.

35. Ninguna disciplina humana ha logrado tal cantidad de aciertos y avances en su propósito por explicar la naturaleza del mundo, como la ciencia. Podremos creer en muchas cosas, pero la verdad no se fundamenta en creencias o en preferencias, sino en hechos y en una cadena de verdades verificables.

36. Todas las mañanas, voy al mercado donde se venden las mentiras. Y lleno de esperanza, me sitúo al lado de quienes pretenden vender verdades absolutas, a cantar mi verdad razonada.

37. La religión que hoy se toma como verdad absoluta fue, muy probablemente, una simple opinión de algún hombre que no tenía la menor idea de cómo funciona la naturaleza.

38. La razón sólo puede comprometerse con la verdad. Cuando se usa la razón para sustentar una mentira, una fantasía o un mito y hacerlos pasar por verdades, el caos prevalece y la razón deja de serlo, irremediablemente.

39. Los prejuicios son esa jaula abierta en la que tu mente ha anidado y de la que no se atreve a salir.

40. El hombre espiritual es aquel que cultiva y enriquece su espíritu. El hombre religioso es quien enriquece a aquellos que se aprovechan de su búsqueda espiritual.

41. Imponer cualquier doctrina a tus hijos, cuando aún no tienen la capacidad de entendimiento necesaria, podría marcarlos de por vida. Respeta su derecho a su propia idiosincrasia.

42. Toda doctrina que implique entero compromiso y que afecte la vida futura del individuo debiera ser enseñada únicamente a adultos con el suficiente criterio y conocimiento para evaluar y decidir su adopción, por sí mismos.

43. La naturaleza humana no garantiza infalibilidad, por ello la ciencia se basa en el método científico, que intenta minimizar los errores humanos.

44. No somos seres alados por naturaleza, pero si lo somos por derecho propio. Nuestras alas son, precisamente, esas de papel que han quedado unidas al lomo de un libro. Parece simple, pero si hoy sabemos volar, ha sido porque algún día, aprendimos a aprender.

45. Detrás de toda perversión, hay una víctima que sabe que un día esta le destruirá, irremediablemente.

46. La obra de la vida es una tragicomedia muy terrenal, con personajes de carne y hueso que derrochan su tiempo inventando ídolos de barro, dioses y demonios, todos ellos volubles e iracundos; completamente inexistentes.

47. Estar contigo o estar sintigo. Esa es la cuestión.

48. En su infancia, la mente del hombre inventa monstruos a los que temer. En su adultez, ya no teme a monstruos, pues para temer realmente es que ha inventado a los dioses.

49. El corazón no se detiene a pensar; de hecho no puede detenerse a nada en absoluto.

50. Al parecer, la mente humana ha inventado dos formas de ver las cosas: una que intenta evitar errores, y otra que no acepta sus propios errores.

51. Sigue siendo la ciencia la mejor herramienta humana para mantener la poca ecuanimidad de la que es capaz el ser humano.

52. Pero insisto, aquella persona que se dedica a la ciencia y que olvida o hace a un lado el método científico, en ese momento ha dejado de ser un científico y se convierte en un creyente.

53. Los días de los filósofos que prescinden de la lógica ya han pasado.

54. Es justamente esa habilidad de descartar posibilidades semánticas la que nos lleva a concluir, por consenso, que el nombre apropiado para la escultura de Rodin es “El pensador”, y no “El defecador”.

55. No se recorren largas distancias con los ojos cerrados sin extraviarse en el camino. Los caminos se andan con los ojos abiertos, y entre más nos adentramos en terrenos desconocidos o en la penumbra, más atención debemos poner al avanzar. Es simple sentido común. Lo mismo ocurre con la legendaria búsqueda del ser humano por la verdad. Ante tan difícil camino, el de la realidad, sospecho que sólo llegaremos a nuestro destino con los ojos bien abiertos.

56. Quien acepta un dogma como su verdad, ya ha claudicado en el reto humano de pensar por sí mismo.

57. Toda teoría científica es especulativa, porque una buena teoría, además de tener gran cantidad de evidencia o soporte matemático, debe hacer predicciones. Si tales predicciones se cumplen, la teoría se irá reforzando. Las teorías científicas tienen algún grado de especulación. Pero si fueran demasiado especulativas, permanecerán a nivel de hipótesis.

58. Pregúntate si tus principios y valores incluyen la búsqueda de la verdad, o si simplemente te ciñes a los parámetros que marca tu doctrina. Además, pregúntate: ¿alguna vez la has cuestionado?”

59. Cuando se trata de la razón, ningún paraíso vale el sacrificio de un buen par de alas.

60. Sólo podemos recurrir a los valores científicos para probar o refutar los eventos de la naturaleza; valores que conllevan conocer y entender el universo, sin prejuicios morales.

61. ¿Qué evidencia podemos presentar para convencer a alguien que no respeta la consistencia de la lógica o el razonamiento?

62. Sin importar de que ámbito social o ideológico hayan surgido los hombres de ciencia, al exponer sus ideas, frecuentemente sus oponentes y detractores más acérrimos han estado del lado de la religión.

63. La razón ayuda a mantener enfocada a la emotividad, para que motive sin desbordarse; encausa la pasión, para transformar su energía en trabajo; y le da su condición creativa a la imaginación, que de otra forma se reduciría a simples castillos en el aire.

64. Instintivamente lo sabes, ¡el destino no existe! Abre las puertas que sean necesarias. Las opciones son tantas como tu imaginación.

65. El sueño de libertad y oportunidad del capitalismo se rompe en pedazos contra la roca inmisericorde de la inequidad. El individuo libre se pierde en toda democracia que corrompe el dinero. La miseria de muchos se vuelve la fortuna de pocos.

66. Eso que se requiere para creer en dios, es precisamente de lo que se valen los políticos para engañar a una nación.

67. El ideal comunista es una utopía erróneamente razonada, y que va en contra de los principios de libertad más fundamentales del hombre, pues permite a la sociedad absorberlo y anularlo. La sociedad es una masa informe, una abstracción sin rostro ni vida propia. El hombre, en cambio, representa la individualidad que va en busca de conocimiento, de libertad y en pos del derecho a su propia felicidad. Por lo tanto, todo intento por anular la individualidad es una forma de esclavismo.

68. Lo importante no es leer, sino discernir. La gracia de leer llega sólo cuando aprendemos a discriminar lo que se lee.

69. Es normal que una persona que no sabe lo que es un dogma piense que la ciencia también los tiene. Es normal que una persona que ignora lo que es el método científico piense que la ciencia se nutre de creencias, como hacen las religiones, en lugar de hechos corroborables.

70. Cada individuo debe decidir si usa sus capacidades intelectuales y de raciocinio propias, o se entrega a la aceptación ciega de una creencia dogmática.

71. Parte de la humanidad evolucionó finalmente, dejando atrás la superstición, la ignorancia, y todo aquello que la había hecho, por milenios, sumirse en el oscurantismo. Otra parte, aún insiste en permanecer en él.

72. Desde niño, te inculcan conceptos que no aceptan cuestionamiento; te hacen repetirlos día con día; te infunden miedo a pensar independientemente; te dicen que el conocimiento es malo; te muestran el premio por obedecer y el castigo por no hacerlo; te llenan de ritos para ocasiones y fechas específicas para convertirlos en hábitos y costumbres; te atribuyen una culpa que no es tuya; te aceptan si te sometes y te segregan si no lo haces. Temen a que uses tu propio razonamiento. Eso, evidentemente, es un lavado de cerebro.

73. Leer no es la clave para lograr el conocimiento certero, sino saber discriminar aquello que se lee.

74. La mezquindad humana se hace evidente cuando algunos pretenden conservar derechos para sí mismos y negárselos a otros. Resulta aún más deplorable cuando estas son instituciones que dicen promover la bondad.

75. El prejuicio no es hijo de la ignorancia, sino de la estupidez humana, ya que convierte al prejuicioso en juez de razones que conoce, pero que no ha podido comprender.

76. No hay pintura que iguale el impacto de una imagen, tan poderosamente como lo hace un recuerdo. Por eso, las mejores obras no se pintan sobre lienzos.

77. Adoramos a esa mujer que viene y nos desordena el mundo de tal manera, que termina dándole sentido a lo que antes no lo tenía.

78. El verdadero profeta no fue aquel que relacionó a la mujer con el pecado, sino el que la imaginó por primera vez como una manzana.

79. Nada es más afortunado que ese momento en que una sencilla frase hace surgir la maravillosa sonrisa de una mujer. Es entonces que los edificios de palabras pierden sentido y se derrumban.

80. La sensualidad es agresiva en la acción y sutil en la palabra

81. Las fuerzas atractivas más poderosas del universo son provocadas por las curvaturas más pronunciadas en el tejido espacio-tiempo. Eso explica, al menos en parte, la asombrosa atracción que provoca la sensualidad femenina.

82. Es paradójico que creer en sí mismo produzca frecuentemente ansiedad y la sensación de inseguridad. No nos han enseñado a creer en nosotros, sino en alguien más, seres o cosas misteriosas, cosas lejanas que no pueden verse ni tocarse y a los que les debemos nuestro destino. Craso error, pues nada más tangible y verdadero que nosotros mismos.

83. Pasamos el tiempo buscando un mensaje que nos llene de esperanza y dé sentido a nuestras vidas, ignorado que siempre estuvo, simplemente ahí, en nosotros mismos.

84. El trabajo dignifica. Conservar el trabajo y perder la dignidad, no son sinónimos.

85. Yo no estudio las cosas para aprenderlas. Las estudio para analizarlas y a partir de ello, armar razonamientos que me lleven al conocimiento. Estudiar no sirve de nada si no eres capaz de razonar.

86. Todos los días, una gota de agua se separa de una nube, o de un río, o de un mar, y se hace independiente de una gran masa. Se libera. A esas pequeñas gotas no las llamo desertoras, sino valientes.

87. Es cierto que los polos opuestos se atraen, pero sólo si se trata del electromagnetismo. Las personas requerimos coincidir más en cuanto a gustos, capacidades, principios y valores personales.

88. Que sean tus pies los que se cansen, no tu afán de caminar.

89. Y cuando caigas, pega tu oído al suelo y escucha con atención como cada parte de ti se separa de las otras, formando los pedazos de lo que una vez fuiste, porque eso serás a partir de ese momento.

90. Por mucho tiempo se pensó que la Tierra era plana, a pesar de la evidencia. Actualmente, gran parte de la realidad es ignorada voluntariamente por mucha gente a causa de sus creencias.

91. El adoctrinamiento te ata, te inmoviliza, te asfixia y tarde o temprano, termina por matar tus ideas.

92. Nada es más decepcionante que un cerebro nuevo que ya ha sido manipulado con ideas que no han pasado por el debido escrutinio de la razón.

93. Y un día el Universo dijo: “Hágase a Galileo Galilei, Isaac Newton, Charles Darwin, René Descartes, Leonhard Euler, James Clerk Maxwell, Albert Einstein, Neils Bohr, Nicola Tesla…” Y entonces se hizo la luz.

94. No es el tono de tu voz lo que debes subir para ser escuchado, sino el tono de tus ideas.

95. Afortunadamente creí en mí, justo cuando ni yo mismo podía darme ese lujo.

96. Quizá si los lideres tuvieran que enviar al frente de batalla a sus propios hijos antes que a los hijos del pueblo, entonces sí, la guerra sería, verdaderamente, el último recurso.

97. ¿Qué nos espera en un mundo en el que los profesionistas no saben matemáticas; los hombres de leyes no obedecen la ley; los gobernantes roban a sus pueblos; los maestros creen que un ser imaginario creó al mundo; la gente no lee y no adquiere sabiduría; el zodiaco y la superstición son más importantes que la ciencia; los estudiantes adquieren títulos que no merecen; los artistas crean basura que llaman arte.

Descargar PDF

Descargar PDF 2

.

Dante Amerisi © 2014, 2015, 2016, 2017 y 2018.







A %d blogueros les gusta esto: